Rio Tinto nuevo socio de Codelco: Y su mala huella en el mundo

¡Escándalo en Chile! Debate sobre la renacionalización del cobre arde tras acuerdo entre Rio Tinto y Codelco. ¿Saqueo de recursos valiosos? ¿Subordinación a intereses privados? Rio tinto aquel que esta siendo investigado/perseguido en Nueva Guinea, en Australia, Argentina y Chile... Si ese mismo. #RenacionalizaciónDelCobre 💥🔥

Recuperando Soberanía y Bienestar: La Renacionalización Integral del Cobre en Chile

En el marco del reciente anuncio  de colaboración entre la gigante minera Rio Tinto y Codelco, para la exploración de un yacimiento de cobre en la Región de Atacama, resurge con fuerza el debate sobre la renacionalización del cobre en Chile. El debate no sólo se centra en la recuperación de la soberanía económica, sino también en la imperiosa necesidad de adoptar un enfoque integral que aborde dos cuestiones fundamentales para el país y sus ciudadanos.

Antes de pasar a estos dos puntos, veamos quien es la gran gigante “Rio Tinto” con sede en Londres. 

Río Tinto: pero tinto de controversias

El acuerdo abarca el 57,74% de las acciones en Agua de la Falda por US$ 45 millones, anteriormente propiedad de PanAmerican Silver. Dicho proyecto se había centrado en la exploración de oportunidades relacionadas con el oro y otros metales preciosos. La compañía minera con sede en Londres, que comparte el control de BHP Minera Escondida, también ha obtenido concesiones adicionales en las proximidades de este proyecto.

También adquirirá todas las concesiones cercanas, conocidas como propiedad Meridian, por $550,000. Cabe señalar que Codelco ya posee el 42,26% restante de Agua de la Falda.

Veamos dos casos en los cuales la minera está envuelta para analizar su actuar y el actuar de la gran minería privada que tiene por detrás las grandes corporaciones: 

  • Río Tinto y Papúa Nueva Guinea: En 2021, la “multinacional” minera Río Tinto ha “accedido” a llevar a cabo una investigación sobre los devastadores impactos ambientales y humanos dejados a su paso por la mina Panguna en Bougainville, Papúa Nueva Guinea. Durante sus operaciones entre 1972 y 1989, esta mina no solo dejó un rastro de degradación ambiental, sino que también fue el detonante de una guerra civil que causó la muerte de 20 mil personas. La compañía, que durante años se ha beneficiado de la explotación desenfrenada de recursos, ahora bajo presión de quienes militan por la creación de un fondo de indemnización para las víctimas y por la restauración de los lugares,  financiará un panel de expertos en un intento por minimizar su responsabilidad. 
  • Australia 2013, la compañía minera anglo-australiana Rio Tinto causó daños irreversibles a cuevas prehistóricas habitadas por aborígenes hace más de 46.000 años. Estos daños se produjeron durante la expansión de una mina de hierro en la región de Pilbara, a pesar de haber obtenido aprobación oficial en 2013. 
  • Argentina 2008, en una manifestación convocada por la Asamblea Popular por el Agua del Gran Mendoza, con la participación de diversas organizaciones sociales, centenares de personas se congregaron en las calles de Godoy Cruz, Rivadavia y San Martín para expresar su rechazo al Proyecto “Potasio Río Colorado” de la empresa anglo-australiana Río Tinto. 
  • Chile, 2018 Belén:  una localidad en la comuna de Putre, Provincia de Parinacota, en la Región de Arica y Parinacota, en 2018 se movilizó contra la empresa “transnacional” Río Tinto. Este proyecto de exploración causó daños graves e irreparables a la flora, fauna y patrimonio cultural de la zona. Los pobladores han denunciado los efectos destructivos de las perforaciones realizadas por maquinaria, que han alterado los hábitats naturales de los animales, cambiado cursos de agua y afectado sitios arqueológicos, incluyendo pucarás prehispánicos y secciones del histórico “camino del inca”. 

El sistema actual, basado en el Código Minero y concesiones a privados como Rio Tinto, permite explotar libremente terrenos, incluso si son de propiedad de otros.

Manifestación en Belen contra Rio Tinto Minera
Cuevas destruidas por Rio Tinto

Refinación en Chile: Deteniendo el Despojo de Recursos Valiosos

Una de las cuestiones más apremiantes es la necesidad de llevar a cabo el proceso de refinación del cobre dentro del territorio chileno. Esto pondría fin al envío de “concentrado de cobre”, una práctica que permite la salida de recursos mucho más valiosos que el propio cobre, sin el nivel adecuado de supervisión y fiscalización. Esta situación es, sin lugar a dudas, un saqueo flagrante y descarado que ha estado ocurriendo bajo nuestras narices.

La renacionalización del cobre debe incluir una estrategia integral que garantice que el país no solo extraiga el mineral, sino que también lo procese y refine en suelo nacional. Esto no solo añadirá valor a la cadena de producción, sino que también evitará que se exporten recursos valiosos de manera poco transparente. La fiscalización y el control sobre todo el proceso, desde la extracción hasta la exportación, son esenciales para asegurar que el país y sus ciudadanos se beneficien adecuadamente de sus propios recursos.

Tecnología Disponible y Soberanía Productiva

Otro mito que debe ser desmantelado es la creencia de que se requieren empresas privadas extranjeras para incentivar o mejorar la producción. La realidad es que la tecnología necesaria para la exploración, explotación y refinación del cobre está disponible y, lo que es más importante, es accesible. Chile tiene la capacidad de desarrollar y adoptar tecnologías propias que impulsen la eficiencia y la productividad en la industria minera.

Depender de empresas privadas extranjeras solo perpetúa una narrativa de inferioridad y subordinación. La verdadera soberanía implica la confianza en las capacidades nacionales y la inversión en el desarrollo tecnológico interno. La renacionalización del cobre debe ir acompañada de una apuesta decidida por la investigación y la innovación tecnológica que permita al país no solo mantener el ritmo, sino liderar en la industria.

En conclusión, el anuncio de la colaboración entre Codelco y Rio Tinto para explorar un yacimiento de cobre en Atacama es una oportunidad para repensar y reforzar la estrategia de explotación y beneficio del cobre en Chile. La renacionalización no solo debe buscar recuperar la soberanía económica y garantizar condiciones justas para los trabajadores, sino también abordar la refinación en el país y el desarrollo tecnológico interno. Solo a través de una estrategia integral y autónoma, Chile puede asegurar que sus recursos sean utilizados en beneficio sostenible de la nación y sus ciudadanos.

En este contexto de reevaluación de la explotación del cobre en Chile, es relevante destacar un aspecto que añade una capa de complejidad a la colaboración entre Codelco y Rio Tinto. Codelco, en su sitio web, expresa, bajo las palabras de su gerente general André Sougarre estar “emocionada de trabajar en conjunto”. Sin embargo, resulta pertinente cuestionar cuál es el fundamento de esta emoción por parte de las autoridades de una empresa pública al subordinarse a entidades privadas y conglomerados empresariales.

La interrogante que surge es si esta “emoción” compartida por las autoridades de Codelco será en realidad similar a la que el gobierno ha mostrado en tratados como el TPP11 o acuerdos con corporaciones privadas como Anglo American. Estas situaciones generan un contraste notorio, ya que las empresas públicas parecen dirigirse hacia una dinámica de subordinación a los intereses privados, lo cual plantea interrogantes sobre la alineación de prioridades y la salvaguardia de los intereses nacionales.

Es innegable que la tendencia política que ha prevalecido parece erosionar la fortaleza de las empresas estatales, que en última instancia pertenecen al pueblo chileno. Esta tendencia, que favorece la entrada de capitales externos y la colaboración con conglomerados privados, va en contra de la esencia de la propiedad estatal, no se puede generar propiedad estatal por sobre capitales privados, en ese sentido esa propiedad colectiva debería velar por el beneficio y el bienestar de la nación en su conjunto